Padre de familia numerosa, así como reputado conferenciante, asesor y coach. Es una autoridad en la Psicología del cambio personal y profesional, con una reputación avalada por personas, empresas y organismos oficiales de toda España. Ponente en el V Congreso Vasco de Familias Numerosas “Tiempo de Valientes”.

 

Como segundo conferenciante de nuestro V Congreso ¿qué le pareció su organización y desarrollo? 

La verdad que fue una oportunidad extraordinaria poder compartir la experiencia y ver que todo estaba estupendamente organizado.

 

Algunos/as asistentes, quizá aún tengan agujetas después de su ponencia…

Espero que para todos fuese un principio para el cambio y las dinámicas sirvan como ancla para nuestras vidas en un futuro, y ver que una actitud positiva simplemente a eso lo llamamos salud mental y creo que todos debemos estar sanos, jugando, riendo, bailando, compartiendo, disfrutando, amando…

 

¿Considera que las madres y padres necesitamos formarnos en cuestiones relacionadas o vinculadas al coaching?

Creo que es una muy buena idea que tengamos recursos; recursos que por otro lado nadie nos enseñó en el pasado. Ahora podemos aprender cosas que nos ayuden a educar, motivar, entusiasmar, y  acompañar  a nuestros hijos en su futuro y el Coaching es una herramienta sencilla y práctica que todos podemos aprender para ello.

 

Estando dentro de un conjunto o grupo, llamado “familia”, compuesto en nuestro caso por tantos miembros… ¿cómo compaginar los cambios o retos de todos los miembros?

Creo que todos nos merecemos oportunidades y debemos apoyar a nuestros hijos y cónyuge a que esos proyectos se impulsen individualmente y así encontrar nuestras fortalezas y desafíos unidos en estos tiempos en los que hace falta esta unidad. Es importante para la sociedad que las familias sean núcleos fuertes y dinámicos en los que potenciar valores y compromiso; desde este enfoque podemos compaginar los retos que para la sociedad y familias tenemos en estos tiempos de cambio.   

 

¿Y cómo podemos hacer para sacar lo mejor de cada uno de los componentes de la familia…? 

Sobre todo trabajando la confianza y la autoestima, apoyando a nuestros seres queridos en su visión y misión en la vida. Es muy importante comprender que todos los miembros de la familia somos importantes y pasamos por etapas de necesidad, en las cuales necesitamos el cariño y  comprensión de todos los miembros. Debemos educar con amor para que la disciplina sea autodisciplina.

 

Las madres y padres, en muchos casos, ¿nos preocupamos demasiado por los hijos/as y poco por la pareja o por nosotros mismos? ¿Cómo ayudarnos a mejorar a ambos?

Debemos ocuparnos de nuestra pareja de igual manera que con nuestros hijos, atendiendo a los cambios que tenemos en nuestra vida y la de nuestra pareja. Debemos potenciar nuestro amor de pareja, manteniendo siempre viva la llama y dejando tiempos para nosotros.  Tiempos como: cenas programadas, ir al cine solos, algún fin de semana, deporte o ejercicio… básicamente compartiendo actividades de pareja, como cuando éramos novios. Aunque no disponemos de tanto tiempo, hay que sacar algo para ello, nuestros hijos también quieren que seamos felices.

 

¿Y realmente puede depender tanto de nosotros mismos o de nuestra actitud ante la vida el que las cosas nos vayan mejor o peor?

Nuestra actitud define que las cosas vayan mejor o no, porque la mente es la que ejecuta los proyectos antes de que se realicen. Quiere decir que si nuestra mente está ocupada con cosas negativas, eso será lo que atraigamos; es cuestión de enfoque, incluso si las cosa van mal, siempre es mejor tener un enfoque sobre las soluciones y no sobre el problema.

 

Pero hoy en día, cuando parece que todo nos sobreviene o desborda… ¿cómo mantener esa actitud ante las dificultades?

Las dificultades son simplemente resultados; si lo que está pasando no es bueno para nosotros, debemos cambiar para que nada nos desborde. Nuestra actitud mental positiva camina hacia una vida plena, en equilibrio y dichosa, “esta es la actitud”. Pase lo que pase, está pasando lo adecuado para el cambio que debo hacer, para que las cosas sean mejor. Algo que nos puede ayudar con las dificultades son estas palabras: “Considerando todos los factores que conozco y puesto que esto está pasando es lo que debe pasar para que pueda cambiar hacia una vida mejor”

 

Porque, en algunos casos familiares, estamos hablando de verdaderos dramas económicos y laborales…

Esto está pasando y lo que debemos hacer es encontrar recursos creativos que ayuden a estas familias a seguir adelante. El dinero no es la única solución a este problema; debemos dar mucho más y es enseñar a que estas familias, que son tan importantes en la vida social, tengan recursos positivos para caminar cuando las cosas son difíciles. Los cambios sociales empiezan cuando la persona cambia, las familias cambian cuando la persona cambia o por lo menos podemos ser proactivos en esta cuestión. Si hay un problema social como el económico, va a ser más problema si no somos activos en este cambio y dejamos que sean siempre otros quien lo resuelvan, creo que debemos asumir los compromisos sociales para el equilibrio de nuestras familias.

 

Igualmente hay otros retos que todos los padres/madres pasamos, y uno de ellos es el de los hijos/as adolescentes… ¿Dónde radica el mayor problema, en cuanto a actitudes, y cómo mejorar en ello? 

Todos hemos pasado etapas en la vida y la adolescencia fue una; los tiempos cambian y la problemática también. Debemos ser capaces de aportar a nuestros adolescentes un mundo donde puedan continuar con la labor social y humanitaria. Creo que los valores que podamos sembrar en nuestros hijos serán garantía de la continuidad social y como consecuencia el fruto será siempre positivo. Ellos requieren a menudo de un valor que es la libertad, ellos a su edad hablan de este valor, si podemos enseñar ese valor más ampliamente y no les dejamos simplemente al azar podemos ayudarles a que vean un mundo mucho más integro y solidario. Ellos deben ser adiestrados en estrategias actitudinales y relacionales; de esta forma, la adolescencia será una etapa positiva e integradora. 

 

¿Y qué decir a los hijos/as que se quieren incorporar ahora al mercado laboral? Muchas madres y padres tenemos que hacer de coachers con ellos dada su frustración…

La frustración es algo que activa mecanismos de cambio y para integrar en el mundo laboral tenemos un reto importante en indicarles que pueden capacitarse en habilidades sociales competentes. No solo es terminar un oficio o una carrera; debemos enseñarles a tener una muy buena actitud y apasionarse con sus proyectos, que en muchos casos serán su futuro.

 

Hoy muchas personas se ven avocadas a realizar sus propias empresas sin preparación suficiente y el capital necesario; lo hacen por necesidad. Si pudiésemos enseñar a nuestros hijos cómo realizar proyectos que les ilusionen e instruirles con la formación necesaria, dejarán de sentir frustración para cambiarlo por motivación. Debemos educar en la autosuficiencia y no en la dependencia. Creo que son momentos en los que podemos dar a nuestros hijos motivos positivos para el cambio hacia una interdependencia.

 

Y con nuestros políticos o gobernantes… ¿qué podemos hacer? ¿No deberían ser ellos los que pasaran uno tras otro a hablar con usted?

Pues no lo sé, pero creo que muchos de ellos no están preparados para ocupar un cargo de tanta responsabilidad humana. Creo que ellos deben de arriesgarse a ser honestos, sinceros, contributivos, solidarios, humanitarios, comprometidos y, sobre todo, leales a los votantes que confían en ellos. Un político debe entender por qué es político y donde radica esa preferencia; si ellos usan los valores por los que se comprometieron y son honrados, están en disposición de cambiar muchas cosas que nos afectan. Por ello, la persona que se haga político, que sepa que hay muchos seres humanos que dependen de ellos, que nunca olviden porque lo hacen. 

 

Y ya por último, ¿qué nos recomiendas o aconsejas a Hirukide como colectivo y como asociación?

Creo que Hirukide es una asociación que está asumiendo una gran responsabilidad social y que está haciendo una labor que en muchos casos no solo afecta a las familias numerosas; en realidad afecta a la colectividad en la que vivimos. Mi recomendación es que sigáis siendo un colectivo de personas comprometidas para que esta sociedad sea más solidaría con las familias numerosas, que vivan no solo en nuestro entorno de Euskadi, que podáis trasladar vuestro buen hacer hacia otros lugares. Creo que estáis demostrando mucho éxito en vuestra gestión, espero que muchas familias más entren a formar parte de este colectivo, ¡enhorabuena!

 

Hirukide-972

HirukideElkarrizketakPertsona ospetsuen elkarrizketak
Padre de familia numerosa, así como reputado conferenciante, asesor y coach. Es una autoridad en la Psicología del cambio personal y profesional, con una reputación avalada por personas, empresas y organismos oficiales de toda España. Ponente en el V Congreso Vasco de Familias Numerosas 'Tiempo de Valientes'.   Como segundo conferenciante...